Significado de barrio

  • m. Cada una de las zonas en que se divide una población grande:
    se ha comprado una casa en un buen barrio.
  • Grupo de casas o aldea que depende de otra población.
  • barrio chino Zona de una población donde se concentran los locales que ofrecen espectáculos eróticos y los dedicados a la prostitución:
    nos metimos en el barrio chino sin darnos cuenta.
  • el otro barrio loc. La muerte o el más allá:
    de una cuchillada lo mandó al otro barrio.

Definición de barrio

  • Parte en que se divide una población o un distrito.
  • Lugar que se encuentra a las afueras de un pueblo o ciudad.

Un barrio es una subdivisión de una ciudad o pueblo, que suele tener identidad propia y cuyos habitantes cuentan con un sentido de pertenencia. Un barrio puede haber nacido por una decisión administrativa de las autoridades, por un desarrollo inmobiliario (por ejemplo, un barrio obrero creado alrededor de una fábrica) o por el simple devenir histórico.

El mencionado sentido de pertenencia y la identidad propia de los habitantes de un barrio generan un antagonismo con aquéllos que pertenecen a otro barrio. Así es como los clubes de cada zona, por ejemplo, son vistos como grandes rivales. Por lo general, los barrios vecinos son los que tienen más enfrentamientos y los que exacerban el antagonismo.

En muchos países, la noción de barrio se asocia a las poblaciones carenciadas y con viviendas precarias. En este sentido, un barrio sería lo que en Argentina se conoce como villa miseria, en Brasil como favela o en Uruguay como cantegril, por ejemplo.

En Argentina, la pertenencia a un barrio es muy fuerte desde el punto de vista cultural. El barrio es visto como un espacio de tradiciones y prácticas casi inamovibles, que logró escapar al avance de la modernidad y de la globalización. Por eso, los vecinos se manifiestan orgullosos de pertenecer a uno u otro barrio. Incluso, aquéllos que logran éxito económico y se mudan de un barrio humilde a otro con mayor nivel socioeconómico, suelen expresar su cariño hacia su barrio de origen y nunca dejan de reconocerse como parte de él.

Los barrios suelen contar con centros culturales, también llamados cívicos, donde se proponen diversas actividades para los vecinos, generalmente a precios simbólicos o, muchas veces, en forma gratuita; las más comunes son lecciones de idiomas, de canto, de artes plásticas y de actuación, y suelen impartirse a grupos. Además, en los casos de cursos artísticos es normal que se organicen muestras cada seis meses o a fin de año, para reunir a todos los estudiantes y darles la oportunidad de mostrar a sus amigos y familiares lo que han aprendido.

Generalmente, dichos centros y sus actividades son menospreciadas por quienes tienen acceso a clases particulares dictadas por prestigiosos profesores; sin embargo, muchos de sus participantes son realmente talentosos y cuentan con muchas herramientas para hacer de su vocación una carrera, aunque carecen del dinero suficiente para el camino de las lecciones pagas. Ni la edad ni la situación económica tienen relación alguna con la capacidad, y es común que en coros o agrupaciones barriales de teatro se vean personas de una gran variedad, y las muestras son una buena oportunidad para hacerse conocidos y conseguir contactos que las ayuden a alcanzar sus metas.

Las ferias barriales, salvando las diferencias de tipo regional, son eventos de una riqueza muy particular, dado que brindan a un gran número de personas de distintas procedencias y profesiones la oportunidad de encontrarse e intercambiar productos y cultura. Por lo general, se caracterizan por centralizar un grupo de mercados ambulantes en una plaza o calle cerrada, donde se venden productos alimenticios y artesanales, y se suelen ofrecer espectáculos de música y baile.

Otra acepción del término barrio, alejada de las cuestiones organizativas y geográficas, hace alusión a cualidades negativas tales como la ignorancia, la dejadez, la falta de vocación y la inseguridad en la vía pública, entre otras muchas. Existen diversas frases de tono despectivo que utilizan esta palabra para desmerecer al sujeto en cuestión; decir que alguien pertenece a “la típica chusma de barrio” o que su comportamiento y forma de vestir es “muy de barrio”, ciertamente no tiene relación alguna con el orgullo o el sentido de pertenencia.

Definiciones web