significado.de

Significado de suerte

  • f. Encadenamiento de sucesos considerado fortuito o casual:
    así lo ha querido la suerte.
  • Circunstancia favorable o adversa:
    tener buena suerte.
  • Suerte favorable:
    es hombre de suerte.
  • Azar,casualidad:
    echaron a suertes la portería.
  • Estado,condición:
    mejorar la suerte del pueblo.
  • Hechos venideros en la vida de alguien o de algo:
    quién sabe qué le deparará la suerte.
  • Género o especie de una cosa:
    vende toda suerte de botones.
  • Manera o modo de hacer una cosa:
    haciéndolo de esta suerte quedará más seguro.
  • Cada uno de los lances o tercios de la lidia:
    el torero solicitó el cambio de suerte.
  • Parte de la tierra de labor separada de otra por sus lindes.
  • amer. Billete de lotería:
    ¿una suerte,señor?
  • caer o tocar en suerte loc. Tocar en sorteo:
    le cayó en suerte el gordo de la lotería.
  • de suerte que loc. conjunt. De manera que:
    explícamelo de suerte que lo entienda.

Definición de suerte

  • Causa supuesta de una consecución de sucesos no previsibles.
  • Naturaleza que la incidencia de un suceso aparentemente casual causa sobre alguien.

La suerte es un encadenamiento de sucesos que es considerado como casual o fortuito. Quienes creen en la suerte, sostienen que las condiciones de vida pueden depender del destino o de la existencia y utilización de amuletos.

Por ejemplo: “Tuve tanta mala suerte que, cuando llegue a la playa, se largó a llover”, “Marcelo tiene mucha suerte: ayer encontró cien pesos en la calle”, “Julieta lleva un trébol de cuatro hojas en su bolsillo para atraer la suerte”.

La superstición cree que ciertos objetos o conductas traen buena suerte, como una herradura, un trébol de cuatro hojas, una pata de conejo, cruzar los dedos o tocar madera. Otras cosas, en cambio, generan mala suerte: un gato negro, romper un espejo, derramar sal o abrir un paraguas dentro un casa, entre otras cuestiones.

Para los racionalistas, la suerte no existe. Lo que se considera buena o mala suerte puede explicarse a partir de la aplicación de las leyes de la probabilidad. Si un balcón cae sobre la cabeza de una persona, no es mala suerte, sino que cualquier persona que pasara por debajo de dicho balcón tenía probabilidades de sufrir dicho accidente.

La razón también se opone a las falacias lógicas de los amuletos. Un sujeto cree que su gorra roja atrae la buena suerte y, cuando sale a la calle, encuentra dinero. Esa circunstancia podría confirmar la eficacia del amuleto para alguien supersticioso, pero es un simple hecho estadístico para los racionalistas.

La suerte también puede estar vinculada a las creencias espirituales. Para los creyentes, ciertos rituales o prácticas (como rezar) hacen que fuerzas sobrenaturales incidan en el mundo físico y favorezcan la suerte.

Definiciones web